Dulces, Pan, Recetas

Stollen de arándanos, el pan navideño alemán

Stollen-de-arandanos-2

Hoy he preparado un Stollen de arándanos siguiendo una receta de este pan navideño alemán

En cuestión de dulces navideños, los alemanes tiene mucho de qué hablar. Les encanta la Navidad, y eso se puede ver en cómo la viven con los mercados navideños y demás tradiciones. Comienzan el 6 de diciembre con la tradición de dejar dulces a los niños buenos de la mano de Sankt Nikolaus (un predecesor de Papá Noel). San Nicolás de Bari fue un obispo que vivió en el siglo IV en Turquía. La historia cuenta que una familia pobre no podía pagar las bodas a sus hijas y el padre las obligó a prostituirse, ante lo que San Nicolás, una noche, dejó caer por la chimenea una bolsa con monedas de oro. Desde entonces los niños mantienen esta tradición dejando un zapato cerca de la chimenea para que San Nicolás lo llene con dulces y regalos.

La historia del Stollen también está muy ligada al mundo eclesiástico ya que era perfecto para los días de ayuno durante el Adviento. Desde 1329 se lleva preparando con la forma de un niño recién nacido envuelto en pañales, de ahí que se recubra con azúcar glas. Al principio las masas de los Stollen no tenían frutos secos y no incluían ni leche ni mantequilla debido al ayuno. Cosas de la Iglesia, hubo que esperar hasta que un Papa permitiera usar la mantequilla siempre y cuando se pagara un canon para poder construir la catedral de Freiburg.

El Stollen más famoso sin duda es el Dresdner Stollen o Striezel, de la ciudad de Dresde, en Sajonia, que da además nombre al mercado navideño local, el Striezelmarkt. Actualmente, la ciudad protege este dulce con Denominación de origen y existe incluso un consejo que evalúa a los pasteleros para que puedan vender sus Stollen con dicho sello.

Al final muchos de los dulces que hoy en día nos acompañan tienen historias muy interesantes que se han ido incrementando con el paso de los años.

Esta receta la he hecho utilizando la panificadora que tengo en casa. Si queréis hacerla a mano os llevará más tiempo de preparado pero no es nada complicada.

Bodegon-Stollen-de-arandanos

Stollen de arándanos

Ingredientes

  • 375 g de harina de fuerza
  • 10 g levadura fresca
  • 175 ml de leche entera
  • 75 g de mantequilla
  • 20 g de azúcar blanco
  • 5 g de sal
  • 2 huevos medianos
  • 170 g de arándanos secos
  • 1 cucharadita de canela
  • Azúcar glas

En panificadora

  1. Calienta la leche un poco hasta que esté tibia, ponla en un cuenco y añade la levadura fresca. Desmenúzala para que se mezcle bien con la leche. A continuación, añade el azúcar y disuélvela, dejando la mezcla unos minutos para que la levadura pueda fermentar.
  2. Pon la harina, la sal, la mantequilla a temperatura ambiente y los huevos en la cubeta de la panificadora. Programa la panificadora en el modo Dulce para un pan de aproximadamente 750 gramos. El tiempo total de trabajo será, en mi caso, de poco menos de 3 horas.
  3. Cuando la panificadora pite, añade los arándanos y la canela.
  4. Se deja que la panificadora termine de cocer el pan navideño. Se saca la cuba de la panificadora. Dejamos unos 10 minutos que enfríe en la cuba, desmoldamos y colocamos el Stollen sobre una rejilla para que termine de enfriar.
  5. Cuando esté totalmente frío lo cubrimos de azúcar glas.

A mano

  1. Si lo haces a mano, una vez hayas dejado fermentar la levadura fresca con la leche y el azúcar tienes que mezclarla con la harina, la mantequilla, la sal y los huevos. Amasa hasta conseguir una bola que dejarás reposar durante una hora y media tapada (preferiblemente si se encuentra en una habitación cálida donde facilite el levado).
  2. Pasado el tiempo, pon la bola de masa sobre una superficie con harina y estírala. Esparce los arándanos secos y espolvorea la canela por toda la masa. Vuelve a amasar formando una bola de nuevo y deja reposar otros 30 minutos en el cuenco tapando con un paño.
  3. Precalienta el horno a 180 °C. Estira de nuevo la masa para que ocupe la bandeja del horno y dobla uno de los extremos hasta que casi toque el extremo opuesto, aprieta un poco. Deja reposar hasta que doble su tamaño.
  4. Hornea durante 30 minutos o hasta que veas que está dorado. Deja enfriar y espolvorea con azúcar glas.

 

Si quieres que el azúcar glas se quede firmemente pegada al Stollen de arándanos, coge un pincel de cocina y pinta con un poco de mantequilla derretida antes de espolvorearla.

Stollen-de-arandanos-3