Dulces, Recetas

El pastel de calabacín y naranja de temporada

pastel-de-calabacin-3

Aprovechando la temporada del calabacín podemos preparar innumerables recetas e incluso algunas tan dulces como este pastel de calabacín.

El otro día pasé por una nueva tienda con productos de agricultores cercanos y me fije en los estupendos calabacines que tenían a muy buen precio. Así que cogí un par de kilos y me puse a pensar en que cosas podría hacer para sacarles partido.

Al igual que usamos la zanahoria para preparar el fantástico Carrot Cake podemos utilizar los calabacines para preparar un pastel de calabacín y dándole un toque cítrico con la naranja.

Sigo cocinando y escribiendo en el blog aunque sea verano y por ahora no pienso moverme de Barcelona hasta septiembre.

pastel-de-calabacin-2

Pastel de calabacín y naranja

Ingredientes

  • 350g calabacines
  • 200g azúcar moreno
  • 125ml aceite de girasol
  • 3 huevos batidos
  • 1 naranja
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 100g pasas sultanas
  • 300g harina con levadura
  • 1 cucharadita de levadura química
  • 200g crema de queso
  • 100g azúcar glas tamizada

Preparación

  1. Precalienta el horno a 170ºC.
  2. Engrasa un molde para bizcochos rectangular.
  3. Usa el rallador con los calabacines para que queden los trocitos muy finos.
  4. Exprime y desecha el agua que soltarán porque si no te va a quedar un bizcocho empapado.
  5. Mezcla los calabacines rallados con el azúcar, el aceite de girasol, los huevos batidos, la ralladura de naranja, el extracto de vainilla y las pasas sultanas.
  6. Añade la harina previamente tamizada y la levadura química a la mezcla que has preparado y bate hasta que no queden grumos, pero no batas en exceso.
  7. Vierte la mezcla en el molde de bizcocho y hornea durante 45 minutos o hasta que compruebes con un palillo que se encuentra hecho y no sale manchado.
  8. Si ves que se tuesta rápido ponle un papel de aluminio por encima.
  9. Cuando esté listo desmolda a los 5 minutos y ponlo en una rejilla para que termine de enfriar.
  10. Mientras tanto, mezcla la crema de queso con el azúcar glas pero no batas demasiado porque si no quedará muy líquido. Guárdala en la nevera.
  11. Cuando el pastel de calabacín esté frío, añade el frosting de crema de queso, ralla un poco de naranja por encima y guarda en el frigorífico hasta que lo vayas a comer (te aguantará hasta 1 semana).

 

pastel-de-calabacin-1